martes, 20 de septiembre de 2011

La ola verde

Foto: Gyspsy and The Fool

A México llegan tantos viajeros cada año que el país ocupa el décimo lugar mundial en términos de llegada de turistas internacionales y el primero en Latinoamérica. El turismo le deja al país más de 11 mil millones de dólares al año.

Estas cifras no deben sorprendernos; nuestro México pone a disposición de sus visitantes hermosas playas, ciudades coloniales, ruinas arqueológicas, museos de primera clase, una maravillosa y variada gastronomía y un pueblo nacido para hospedar al extranjero.

Sin embargo, no todo es miel sobre hojuelas, el sector turismo es responsable de la contaminación en las playas, de la acumulación de basura sin separar en los destinos turísticos, de muchos incendios forestales y del consumo desmedido de agua en hoteles, balnearios y otros establecimientos.

Todo parece indicar que el modelo turístico actual, el convencional, necesita renovarse con urgencia y buscar un equilibrio entre el fomento a un sector económico tan importante y el desarrollo sustentable. 


Como modelo alternativo hace algunos años surgió el llamado ecoturismo cuyo principal producto a vender es la misma naturaleza bajo los principios de conservación, equilibro y sustentabilidad. Sin embargo, el turista convencional así como el que busca lujo y confort no han encontrado lo suficientemente atractivo este producto.

La respuesta está sin duda es transformar nuestros destinos turísticos de tal forma que los hoteles, restaurantes, paseos, bares, transportes y espacios ofrezcan comodidad, lujo, economía, diversión o lo que el turista solicite pero bajo las premisas del desarrollo sustentable o al menos minimizando los posibles impactos socioambientales adversos.

Las certificaciones son un buen primer paso con miras a ser un destino turístico sustentable; existen muchas, desde las locales otorgadas por la Procuraduría Federal de Protección Ambiental (PROFEPA) hasta algunas tan prestigiadas como Green Globe pero antes de aspirar al menos a uno de estos certificados hay que dar un paso complejo pero fundamental, difícil pero muy valioso que es la integración del equipo que estará a cargo de este proceso; un equipo en el que participe gobierno, hoteleros, restauranteros, sociedad civil; un equipo multidisciplinario, con diferentes enfoques, con diferentes intereses pero con un objetivo común: desarrollar un destino turístico que sea rentable pero que al mismo tiempo se conserve sin deteriorarse y se sustente en un modelo económico y social conveniente y justo para todos los sectores.

Hace unos años tuve el gusto de conocer a algunos integrantes del Equipo Verde Huatulco; un grupo multisectorial que se concentró en convertir a su ciudad en un destino turístico sustentable y que ha ostentado por cinco años orgullosamente el primer Certificado Green Globe en Latinoamérica y el tercero en el mundo y hoy ha sido galardonado con el máximo reconocimiento de esta organización: el Earth Check Gold Certified. La clave de su éxito sin duda radica en que no vieron la certificación como una lista de tareas a cumplir; la vieron como una oportunidad de desarrollo a largo plazo y como el gatillo que tenían que jalar para cambiar la forma de pensar de sus habitantes; el Equipo Verde no sólo se ha dedicado a cumplir, ha creado proyectos nuevos, ha educado, ha divulgado y sobretodo ha inspirado.

Huatulco ahora trabaja en el proyecto "Carbono Neutro", sin duda una meta ambiciosa pero que en su caso es realista. El Equipo ya ha probado la hiel que puede significar un proceso de modificación de hábitos, modelos de negocio y conducta pero también ha saboreado la miel del éxito; pronto veremos en Discovery Channel un documental sobre este destino turístico, los reconocimientos comienzan a caer como cascada y de igual forma lo hacen los turistas y los recursos.

Tal vez en Latinoamérica aún no somos turistas conscientes de la importancia del desarrollo sustentable pero en Europa, por ejemplo, muchos comienzan a elegir su próximo destino para vacacionar poniendo como condición que sea sustentable; la ola verde, esperemos, se siga expandiendo y para que no se convierta en tragedia tenemos que comenzar ya a limpiar la casa.

Y si necesitas una ayudadita para saber dónde hospedarte lee en este mismo blog....
Hoteles verdes, sustentables, certificados

1 comentario:

  1. Tienes razón en lo de los hoteles ecoturísticos, yo sólo he conocido algunos en Chiapas y no pienso volver porque me pasé la noche persiguiendo lagartijas y mosquitos adentro del cuarto, luego amanecí tan cansada que ni aprecié las cascadas y demás. Debe haber otra solución para turistas como yo, estoy de acuerdo en la sustentabilidad pero no quiero ir a sufrir a un campamento. Hablo específicamente de "las Nubes" y "Las guacamayas" en Chiapas, lugares maravillosos, pero... no para mí en esas condiciones.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...