martes, 11 de enero de 2011

La ciudad más sustentable (segunda de dos partes)



La ciudad más sustentable logró este título no sólo por sus esfuerzos en lo que a movilidad se refiere, también por las creativas soluciones a problemas medioambientales críticos para toda ciudad como el adecuado manejo de la basura.


Curitiba creó desde 1987 el programa "Basura que no es basura" ("Lixo que nao é lixo") el cual permitió en un inicio que hasta el 70% de la población separara la basura en tres tantos: orgánica, reciclable y sanitaria. La educación comenzó por las escuelas y los niños fueron educando a los padres, pero la clave estuvo en los incentivos que la ciudad otorga a quien participe activamente con el sistema de gestión de residuos: figurines para los niños que lleven residuos reciclables a la escuela, cupones de transporte para los habitante que entregaran su basura separada en los contenedores, intercambio de basura separada por alimentos cultivados en la región.






La basura comenzó a llegar separada y entonces supieron que necesitaban separar aún más para poder enviar a reciclaje el plástico, el aluminio, el vidrio, el cartón. Un ambicioso programa se puso en marcha, de nuevo con mucho éxito: una planta de separación operada por alcohólicos y drogadictos en proceso de rehabilitación. Los trabajadores encontraron en este programa la motivación para seguir con su proceso de sanación y por supuesto, un medio honrado de sustento.


Solucionar el problema de la basura solucionó parcialmente el problema que cada año aquejaba a la ciudad: las inundaciones (¿les suena conocido?), la otra parte del problema se solucionó a través de reservas territoriales que fomentara el drenaje natural. En las zonas bajas se pueden sólo construir áreas verdes o lagos, además de que el agua literalmente volvió a su cauce las áreas verdes se incrementaron notablemente en la ciudad.


Hoy Curitiba además de ser la ciudad más sustentable del mundo es una de las más ricas de Brasil gracias pro supuesto a su crecimiento ordenado y dirigido y a la creación de la Ciudad Industrial que para 1990 albergaba ya, a más de 400 empresas las cuales tienen el sólido compromiso de fomentar el crecimiento de la ciudad y sus habitantes y de respetar las normas y planes que rigen la vida de la metrópoli. Para abrir un comercio o una industria en Curitiba hay que garantizar incluso salarios justos y movilidad adecuada para los trabajadores.


En resumen, Curitiba es una ciudad de 1.8 millones de habitantes que genera el tercer mayor PIB de Brasil (el PIB del Curitibano alcanza los 8 mil dólares), que ha tenido la capacidad de alojar industrias tan grandes y poderosas como la automotriz sin perder sus objetivos de desarrollo sustentable (y consideren que hay plantas de Audi, VW, Nissan entre otras), la calidad de la educación que reciben sus jóvenes y sus niños está catalogada como la mejor del país, es líder en el mercado de productos orgánicos, el años pasado no supo lo que era la crisis pues creció 17%, ha sido elegida por una firma de tecnologías de la India para alojar sus indiustrias, es una de las cinco mejores ciudades para invertir en América Latina, es la quinta ciudad innovadora en América (sólo la superan Sao Paulo, Santiago, Monterrey y Miami) y además es la ciudad más sustentable


... Se antoja mudarse o al menos ir a los partidos del Mundial 2014 que se jueguen por allá.




Para leer o ver más:
¿Cómo le hicieron en Curitiba? de Onésimo Flores


Fuente: WikipediaBanco Mundial y América Economía

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...