martes, 25 de enero de 2011

Insoportable Tráfico (Primera de Tres partes)


Desde que soy niña la gente se queja del insoportable tráfico y la gente se sigue quejando, el tránsito vehicular sigue aumentando y la verdad es que poco se ha hecho. Las soluciones no han sido mas que un poco de saliva en la herida.

El problema del tráfico tiene muchas aristas: mala calidad del aire, accidentes vehiculares, baja calidad de vida, contaminación por ruido, afectación del paisaje urbano y mucho mucho más.



En un documento en el que SEMARNAT habla de la calidad del aire en la Ciudad de México, hace notar que la realidad es que el aire de la gigante metrópoli de cerca de 20 millones de habitantes se reporta 332 días como fuera de norma. Guadalajara no se queda atrás, 155 días la calidad del aire no es aceptable y en el caso de Monterrey esto sucede 100 veces al año. Al final tenemos que 40% de los mexicanos vivimos en ciudades con problemas de calidad del aire.

Los accidentes vehiculares son el pan nuestro y no de cada día más bien de cada hora pues tan solo en la Ciudad de México hay 2,172 muertos al año por accidentes de transito; hay que mencionar que este no es necesariamente un mal de las grandes urbes pues en Tokyo sólo hay 263, en Nueva York 271 y en Sao Paulo que se parece más a nosotros se reportan 1,566.  En el caso de México, el transporte público está asociado únicamente al 15% de los accidentes de tránsito; es decir quienes se accidentan, son principalmente los autos particulares.

INEGI afirma que por cada mil mexicanos hay 273 vehículos; esto quiere decir que si en cada vehículo colocáramos entre 3 y 4 pasajeros, situación que resulta cómoda para todos los ocupantes: ¡todo México estaría motorizado!

Todos estos datos duros parece que no han bastado para que se tomen decisiones radicales orientadas a solucionar el insoportable tráfico; al contrario anoche precisamente en un noticiero escuchaba que es preocupante que en el país se vendieran menos carros en 2010 que en 2009, que no es posible que Brasil compre más carros, que es necesario que el Sr. Presidente se ocupe de reactivar la compra de autos. Entiendo la importancia de la industria automotriz para un país pero no puedo entender que se aliente la compra de autos particulares cuando se han vuelto un ejército de Hooligans que todos los días toma por asalto las calles de nuestras ciudades.

Otras ciudades como Curitiba, Seúl, Boston, Londres han demostrado que la solución a este problema no está en construir más vialidades, en ampliar calles o en pelear ferozmente por tener supervías que permitan que uno salga a gran velocidad de las antiguas vialidades estancadas; la solución la han encontrado incluso en tirar esas modernas vialidades y dar paso a los carriles para ciclistas, al transporte público sustentable, a los peatones y especialmente a una reorganización urbana.

Oponerse a una supervía o a un segundo piso no es un mero capricho, pero parece ser que cobra sentido el viejo refrán de "nadie escarmienta en cabeza ajena".

En la próxima entrega: Caso Seúl

Fuentes: INEGI, SEMARNAT




1 comentario:

  1. El tráfico nos trae mareados! Perdemos tiempo, dinero, horas de sueño. La cifras que mencionas son horribles pero sí creo que en gran medida se debe a la falta de organización en cuanto a la construcción de vías. No son suficientes y aunque construyen más siempre hay tráfico. Quizá la solución está en ver qué onda con el transporte público, pero que esté decente! No quiero pasar más horas en el coche. Igual les paso el link de una asociación que saca a la luz todos estos detalles, con cifras y demás http://www.alguienteniaquedecirlo.mx/pinches-datos.php

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...